Ramón Acín

El periodista Antón Castro describe a nuestro protagonista de hoy como un “bandolero” cuyas patillas le otorgaban “un sello de rebeldía”. Alguien que demandaba “libertad y más aire”. Un artista con demasiados frentes abiertos que representó de una forma muy personal la época de las Vanguardias en el Aragón del primer tercio del siglo XX. Hoy conoceremos un poquito mejor al oscense Ramón Acín.

Autorretrato con boina. Ramón Acín, 1920-1925.. Fuente: https://fundacionacin.org

Sigue leyendo

Anuncios
Categorías: Los aragoneses | Deja un comentario

La catedral de Tarazona

A los pies del macizo del Moncayo, en un lugar que fue y sigue siendo frontera entre los antiguos territorios de Aragón, Navarra y Castilla, la bella catedral de Santa María de la Huerta constituye la fusión perfecta de los muchos estilos, culturas y sensibilidades que se dieron cita en nuestra tierra a lo largo de los más de cinco siglos que duró su construcción.

Nave central, cimborrio y retablo del Altar Mayor de la catedral: Fuente: https://guias-viajar.com/

Sigue leyendo

Categorías: Historia y Arte, Joyas del Patrimonio | Deja un comentario

La sima y cabezo de San Pedro

 Hoy nos vamos hasta el Parque Cultural del Río Martín para compartir una visita que combina la geología, la historia y el interés paisajístico. Un nuevo rincón de Teruel, en la ribera del Martín, para disfrutar en familia: la sima de San Pedro y su poblado Íbero, uno de los más importantes de la península por sus torres defensivas. Como ya os contamos aquí, el Bajo Aragón cuenta con un rico patrimonio de los antiguos pobladores de Iberia.

Vista del municipio turolense de Oliete. Fuente: http://www.turismoandorrasierradearcos.com

Oliete, punto de partida

Nuestro punto de arranque será la población de Oliete, en la comarca de Andorra – Sierra de Arcos. El rico patrimonio íbero de su entorno ha convertido a la localidad en la sede del Centro de Interpretación de la Cultura Ibérica, parte de la Ruta de los Íberos en Aragón. El centro abre los fines de semana (consultar apertura) y se ubica en las antiguas escuelas. Aquí se puede ver una explicación de la vida agrícola y ganadera de estos antiguos pobladores, con representaciones de arados, piezas cerámicas y otros útiles de la cultura íbera.

Interior del Centro de Interpretación de la Cultura Ibérica de Oliete. Fuente: http://www.iberosenaragon.net

En el centro encontramos una sala dedicada al yacimiento del Palomar y otra al yacimiento de San Pedro, sus sistemas defensivos y reproducciones de armas. La entrada general tiene un coste de 2 euros, con distintos descuentos, y ofrecen visitas programas para grupos fuera de calendario. Conocer el museo es muy recomendable como previa a la visita del yacimiento del cabezo de San Pedro.

Centro de Interpretación de la Cultura Ibérica de Oliete. Fuente: http://www.iberosenaragon.net

El poblado de San Pedro

Sobre un largo tramo del río Martín, muy cerca de la sima de San Pedro encontramos uno de los poblados íberos más interesantes de Teruel. Para llegar hay que tomar un camino que parte desde la derecha de la carretera en dirección a Oliete desde Andorra. Tras cruzar el río Martín por un pequeño puente nos desviaremos a la derecha para poder acceder al yacimiento. Conviene realizar el último tramo a pie, si se carece de vehículo todo terreno.

Asentamiento íbero del cabezo de San Pedro. Fuente: http://www.patrimonioculturaldearagon.es

La ocupación del Cabezo de San Pedro se ha situado entre los siglos III y mediados del I a.C, y en el yacimiento se pueden diferenciar dos zonas. La primera de ellas corresponde a un recinto fortificado que aprovecha las condiciones naturales del terreno al situarse al extremo de un cerro, utilizando el cortado como defensa. En el otro lado encontramos la parte más accesible, donde se presentan importantes estructuras defensivas monumentales con un gran foso, una doble línea de murallas (la primera de ellas de 4 m. de anchura), un camino de ronda y varios torreones de planta circular, uno de ellos con más de 13 metros. Estas construcciones son consideradas las más antiguas de su tipología de Aragón y del área íbera.

Torres defensivas íberas. Fuente: http://www.patrimonioculturaldearagon

Este imponente conjunto fortificado parece desempeñar un papel preferentemente militar, de control de accesos y vías de comunicación, en la protección de otros núcleos ibéricos próximos dedicados posiblemente a actividades agropecuarias. La segunda de las zonas se extiende fuera del área protegida por las murallas y presenta unas dimensiones mucho mayores, en torno a 1,7 hectáreas.

La sima de San Pedro

Uno de los principales atractivos naturales de Oliete es la sima de San Pedro, un espectacular pozo troncocónico de enormes dimensiones y de origen kárstico. El acceso se encuentra bien señalizado, en la carretera que une Oliete y Ariño, y se accede por una pista de algo más de dos kilómetros. La boca tiene un diámetro próximo a los 100 metros y otro tanto de profundidad, donde encontramos un lago. La verticalidad de sus paredes y las grandes dimensiones hacen de la visita a la sima un espectáculo sorprendente, única en Europa por su estructura y su biodiversidad.

Sima de San Pedro. Fuente: https://www.turismodearagon.com

Más de 25 especies de vertebrados, entre anfibios, aves, reptiles y mamíferos, habitan el espacio. Entre ellos, ocho tipos distintos de murciélagos y el agua del fondo, confieren al lugar un aire único. Los amaneceres y atardeceres son una cita obligada para los amantes de la ornitología.

Sima de San Pedro. Fuente: http://www.turismodearagon.com

Un paseo para los andarines

Desde Senderos Turísticos de Aragón nos plantean una ruta lineal por el río Martín que une Oliete, siguiendo la GR 262, con el poblado íbero de San Pedro, pasando por el poblado íbero de El Palomar, la fuente del Piejo y la sima de San Pedro. El paseo tiene una duración de unas cinco horas y cuarto (ida y vuelta), casi 19 kilómetros y 90 metros de desnivel.

El paseo hasta el yacimiento de San Pedro une naturaleza y patrimonio. Fuente: http://www.turismoandorrasierradearcos.com

El recorrido parte del Centro de Interpretación de Cultura Ibérica de Oliete. A la salida del municipio, hacia el norte, encontraremos la senda que parte hace el yacimiento de El Palomar, un asentamiento íbero del siglo III a.C. y que fue destruido en las Guerras Sertorianas el año 74 a.C. Además, se encontró una necrópolis de época visigoda con diez individuos.

Asentamiento íbero del Palomar. Siglo III – I a.C.. Fuente: http://www.patrimonioculturaldearagon.es

El recorrido está bien señalizado y su primer tramo marcha sobre pista asfaltada, paralelo al río Martín, que queda a la derecha. Los huertos y olivares nos acompañarán en este primer tramo. Tras haber recorrido unos cuatro kilómetros, el camino se desvía a la izquierda hacia la fuente del Piejo, de 1894. Tras volver al camino principal, caminaremos hacía la sima de San Pedro y tras una pequeña subida, llegaremos al enorme pozo natural. Una maravilla geológica y paisajística que desatará la imaginación de todos los presentes.

Cabezo de San Pedro. Fuente: http://www.patrimonioculturaldearagon.es

El camino al cabezo continúa por la ermita de San Pedro de los Griegos, construcción que forma parte de una masada y que da nombre a la sima y al cabezo. Dejaremos el desvío hacia Ariñoa la derecha y seguirnos por la pista de tierra. En lo alto, veremos La Calapreta, una curiosa formación geológica. Y a unos 9 kilómetros del inicio, llegamos a la joya arqueológica: el poblado Íbero de San Pedro. ¡No os lo podéis perder!

Categorías: Paisajes y comarcas | Deja un comentario

Los Idus y la Vulcanalia: Fiestas que celebran el cambio del tiempo

Pocas comunidades en el mundo pueden presumir de que sus presuntos antepasados, los que vivieron hace siglos donde ellos viven ahora, motivaron un profundo cambio en las estructuras y formas de vida de un gran imperio con consecuencias heredadas hasta hoy. Pero esto es exactamente lo que pasó en Segeda, una importantísima ciudad celtibérica que prosperó y fue destruída entre el año 200 y el 150 antes de Cristo. Estaba situada en lo que siglos después se llamó Aragón, concretamente en la Comunidad de Calatayud, en lo que hoy es el término municipal de Mara.

Las fiestas de Mara recrean la época de celtíberos y romanos. Fuente: Mara Celtíbera.

Sigue leyendo

Categorías: Fiestas y sabores | 2 comentarios

El Ton de San Cristobal en Munébrega

La tradición de bailar al Santo durante las fiestas religiosas está muy extendida por distintas zonas de la Comunidad Autónoma. De hecho, las advocaciones suelen ser el motivo principal para la celebración y el mantenimiento de un baile. Paloteados, jotas u otros tipos de pasos honran al patrón o la patrona. También en Munébrega, localidad zaragozana de la Comarca de Calatayud, donde existe “el Ton”, un ritmo muy especial para conmemorar a San Cristóbal.

La imagen de San Cristóbal que baila al ritmo del Ton.

Sigue leyendo

Categorías: Fiestas y sabores | 1 comentario

Blog de WordPress.com.