Villarluengo y su entorno natural

Miramos otro día más al sur de Aragón y ponemos rumbo a la comarca del Maestrazgo. Allí nos vamos a detener en varios rincones del pequeño municipio de Villarluengo, con especial atención al Monumento natural de los Órganos de Montoro. Tierra de templarios y carlistas, sus encantos paisajísticos y naturales serán otra grata sorpresa más de las que siempre nos regala Aragón.

Vista panorámica de la localidad de Villarluengo. Fuente: http://www.turismodearagon.com/

Tierra de templarios

En pleno Parque Cultural del Maestrazgo, Villarluengo se eleva majestuoso sobre los barrancos generados por la confluencia de los ríos Palomita y Cañada, quedando rodeado por la sierras de Garucha, Carrascosa y la Cañada, además de por las muelas Mujer y Mochén. Zona de frontera entre el mundo cristiano y musulmán en la Edad Media, esta pequeña villa obtiene la Carta Puebla en 1194, otorgada por Alfonso II, pasando solo dos años después a manos de la Orden de los templarios que dominarán este territorio hasta su disolución a principios del siglo XIV.

Panorámica del entorno de Villarluengo. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

Con la desaparición de la Orden del Temple, será la Orden de San Juan de los Hospitalarios quien domine estos parajes hasta 1811. Después vendrían las guerras carlistas, la producción textil (antes se había montado la primera fábrica de papel continuo de España en 1789) y los baños de  aguas termales. Villarluengo fue el primer lugar de la provincia de Teruel, después de la capital, en tener luz eléctrica.

Restos de la muralla. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

En el casco histórico de la localidad destacan la iglesia neoclásica de Nuestra Señora de la Asunción, una obra de grandes proporciones del XVIII  y XIX,  y el Ayuntamiento, un ejemplo de arquitectura popular aragonesa de los siglos XVI y XVII de tres plantas. Además, encontramos el Centro de Interpretación Medioambiental dedicado a conocer el entorno natural y etnográfico.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

Un paseo hasta Montoro de Mezquita

Dejaremos para otro momento las Masías de Ejulve o el paseo ya contado aquí al nacimiento del río Pitarque para centrarnos en Villarluengo y su entorno, y proponer una visita a Montoro de Mezquita, un pequeño pueblo del municipio en el que podremos disfrutar con  el estrecho de Valloré o las pinturas rupestres del Cantalar.

Vista Panorámica de Montoro. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

La pequeña pedanía de Montoro de Mezquita cuenta con un tesoro natural todavía desconocido por muchos: el estrecho de Valloré. En la zona encontramos numerosas rutas senderistas para descubrir rincones maravillosos del Maestrazgo turolense.

Estrecho de Valloré. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

Montoro de Mezquita se sitúa también sobre un inmenso cortado bañado por el río Guadalope. Lugar de órdenes militares y de señorío, fue municipio hasta que en 1970, por el descenso de población, pasó a depender de Villarluengo. En la actualidad hay empadronadas unas quince personas.

Paseo fluvial de Montoro de Mezquita al Estrecho de Valloré. Fuente. http://www.turismomaestrazgo.org

Una ruta para toda la familia

Una vez allí hay que visitar el estrecho de Valloré. Hace no mucho tiempo se instalaron unos doscientos metros de pasarelas que nos facilitan el acceso a este lugar. Así, ahora se ha convertido en un paseo que se puede disfrutar en familia y vislumbrar sus inmensas paredes verticales, sus formaciones geológicas, la calidad de sus aguas, la fauna y la vegetación ribereña. Un lugar por descubrir. En el siguiente vídeo, nos haremos una idea del magnífico paraje:

Vídeo promocional del estrecho de Valloré, comarca del Maestrazgo

https://www.youtube.com/watch?v=A1LX71lVG9Y&feature=youtu.be

Antes de la instalación de las pasarelas, la única forma de conocer Valloré era ascender desde el pueblo por un empinado sendero, el PR TE 81. Al final de esta ruta se alcanza el mirador de Valloré, con unas impresionantes vistas del valle, de los estrechos y de las verticales rocosas.

Vistas desde la ruta PR TE 81. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

San Pedro de la Roqueta

Uno de los días importantes de la localidad es la romería de San Marcos, celebrada el sábado siguiente al 25 de abril, hasta la ermita de san Pedro de la Roqueta. La tradición sitúa el origen de esta fiesta a mediados del siglo XIV, cuando un  grupo de sietes mozos inició una serie de peregrinaciones rogando la llegada de la lluvia tras años de dura sequía. El agua cayó pasando por la ermita de San Pedro, un 25 de abril de 1354, y aunque los mozos fueron muriendo en el camino de vuelta a Villarluengo, los vecinos recuerdan la efeméride hasta hoy.

Inicio de la romería de San Marcos. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

En la actualidad, el día anterior a la romería, los cofrades se reúnen para la subasta de los objetos que portaran en su camino: la cruz, la bandera y los báculos. Las campanas marcan el inicio de la marcha a las nueve de la mañana, encabezada por esos cofrades con capas negras y un orden determinado. En unas cuatro horas llegaran a la ermita de San Pedro, con numerosas paradas y rezos, tras un camino exigente. La comida tradicional son judías con arroz.

Romería de San Marcos. Fuente. http://www.turismomaestrazgo.org

Los órganos de Montoro

Y aunque el Maestrazgo tiene un rico patrimonio cultural y natural, un lugar imperdible son los órganos de Montoro. Situados en los términos municipales de Ejulve y Villaluengo, son muga entre las comarcas del Maestrazgo y la de Andorra-Sierra de Arcos. Se trata de unas impresionantes agujas calcáreas (semejantes a los tubos de un órgano) de unos doscientos metros de altura con origen en el cretácico y que se plegaron en la orogenia alpina quedando en posición vertical. La erosión de estos millones de años ha hecho el resto, generando un paisaje extraordinario.

Órganos de Montoro. Fuente: http://www.turismodearagon.com

Sus principales habitantes son la cabra montés y el buitre leonado, ambos bien adaptados a las características de la zona y fácilmente visibles. En cuanto a la vegetación, predomina la carrasca y la sabina negra.

Cabra montés. Fuente: http://www.turismomaestrazgo.org

Hoy hemos conocido un pequeño rincón de la geografía aragonesa con numerosos atractivos: acércate y descubre tus favoritos.

Categorías: Paisajes y comarcas | Deja un comentario

Navegador de artículos

Déjanos tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: